CLF- MEDIDAS PREVENTIVAS EN LA OPERACIÓN DEL TORNO

El torneado es un proceso de mecanizado en el que se reduce el diámetro del material por medio de una herramienta provista de un filo especial. El movimiento de corte se produce haciendo girar la pieza a trabajar, y los movimientos de avance y de penetración los efectúa la herramienta.

La prevención de los accidentes con tornos comienza en la fase de diseño. Los
proyectistas deben prestar especial atención a los mandos y a los elementos de
transmisión.

  1. Los interruptores y las palancas de embrague de los tornos, se han de asegurar para que no sean accionados involuntariamente; las arrancadas involuntarias han
    producido muchos accidentes.
  2. Las ruedas dentadas, correas de transmisión, acoplamientos, e incluso los ejes lisos, deben ser protegidos por cubiertas.
  3. El circuito eléctrico del torno debe estar conectado a tierra. El cuadro eléctrico al que esté conectado el torno debe estar provisto de un interruptor diferencial de sensibilidad adecuada. Es conveniente que las carcasas de protección de los engranes y transmisiones vayan provistas de interruptores instalados en serie, que impidan la puesta en marcha del torno cuando las protecciones no están cerradas.
  4. Las comprobaciones, mediciones, correcciones, sustitución de piezas, herramientas, etc. deben ser realizadas con el torno completamente parado.

Asegurate de seguir las reglas básicas de funcionamiento y utilizar el Equipos de Protección Personal necesario para evitar sufrir lesiones irremplazables.

CLF- MEDIDAS PREVENTIVAS EN LA OPERACIÓN DEL TORNO
Share this